viernes, 24 de febrero de 2012

Guía básica para pescar sargos a spinning

Me llama la atención que a día de hoy haya gente que siga sorprendiéndose de ver capturas de sargos realizadas con señuelos artificiales, casi siempre son atribuidas a la suerte y vistas como una captura excepcional a spinning.

Pescar sargos con señuelos artificiales es perfectamente posible e incluso habitual si sabemos lo que hacemos, llegando a dedicar jornadas de pesca específicas para tentar a esta especie con grandes resultados. Cuando abundan por la zona, si tenemos algunos conocimientos de su comportamiento y forma de alimentarse será normal capturarlos jornada tras jornada, con pocas posibilidades de fracasar en el intento.
Dicho así parece muy sencillo, pero como he dicho antes, serán necesarios algunos conocimientos sobre su comportamiento, forma de alimentarse, condiciones de la mar, escenarios, señuelos más apropiados…sin los cuales nos será realmente difícil conseguir algún ejemplar; su capturar sería un hecho excepcional y siempre fruto de la casualidad.
Según mi experiencia existen algunas claves a tener en cuenta si queremos afrontar con ciertas garantías de éxito una jornada dedicada a la pesca del sargo con señuelos artificiales. En un gran número de ocasiones, si pasamos por alto alguna de ellas, muy probablemente nos vayamos a casa con un gran bolo, desperdiciando una jornada entera insistiendo pacientemente y que quizás con un ligero cambio en nuestra forma de pescar podría habernos deparado varias capturas y picadas con cierta regularidad a lo largo de la jornada.  Dicho esto, paso a explicar la parte práctica  que nos podrá servir de guía si decidimos tentar algún día a esta deportiva y desconocida especie con señuelos artificiales.
-ESCENARIOS: Podemos encontrar sargos en una gran variedad de escenarios distintos, aunque solo unos pocos serán propicios para tentarlos con señuelos artificiales. Las playas de arena por ejemplo no suelen ser la opción más acertada, en estos escenarios normalmente no se interesarán por nuestros señuelos ya que se centran solamente en buscar alimento del fondo, no en actitud depredadora. Sin embargo, lugares con fondo rocoso  a partir de medio metro de profundidad o cortados de roca sí serán propicios para tentarlos con artificiales ya que en estos escenarios adoptan un carácter depredador, siempre y cuando les ofrezcamos el engaño adecuado. No será suficiente simplemente buscarlos en estos escenarios, también cobra especial relevancia la presentación del señuelo, esta debe ser siempre la más cercana a la roca posible, ya que es una especie que no suele moverse a medias aguas, a no ser que esté comiendo en un cortado de roca o un espigón. En el caso que decidamos pescarlos en fondos de roca el señuelo siempre deberá trabajar lo más próximo al fondo posible, para que este pueda ser detectado por el sargo con facilidad, ya que su estrategia de caza no consiste en perseguir a las presas, sino en engullirlas cuando pasan por delante. Si decidimos pescarlos en cortados de roca, espigones o en cualquier estructura donde los sargos no se encuentren pegados al fondo, la presentación del engaño deberá ser, igual que en el caso anterior, lo más pegada posible a la estructura en la que ellos se encuentran alimentándose. Es una especie que no suele realizar grandes desplazamientos para dar caza a las presas, prefiere la comida en la boca y engullirla sin gran esfuerzo.
-CONDICIONES MÁS ADECUADAS: Es posible capturarlos con cualquier estado del mar y el cualquier época del año, sin embargo, los días más propicios serán, según mi experiencia, aquellos en los que la ola genere una ligera espuma sobre la superficie del agua, aunque es factible intentarlo con temporal y mar en calma. En ocasiones simplemente no estarán en el pesquero y por muy bien que lo estemos haciendo no tendremos ningún resultado. Generalmente se sienten más a gusto en lugares con poca afluencia de pescadores, sobre todo los de mayor tamaño, ejemplares que ya nos brindaran una bonita pelea, y más aún si usamos equipos livianos como los de rockfishing.
-SEÑUELOS: Podemos capturalos con multitud de señuelos distintos, desde minnows, cranckbaits, jigs, rubber jigs, jigs de bucktail…el abanico de posibilidades en este sentido es muy amplio, y debe ser ya decisión del pescador cual usar en cada momento. En zonas a las que podamos acercar la muestra cerca de la roca, lugar más querencioso y donde tendremos más picadas, recomiendo señuelos nadadores de pequeño tamaño (3-8cm) y a ser posible con una acción muy marcada y errática. En zonas con más profundidad o cortados de roca en los que queramos pescar bajo nuestro pies será más recomendable usar señuelos plomados, siempre de pequeño tamaño. Los colores no cobran especial relevancia para esta especie, considero más importante la natación y el lugar donde son trabajados, pero si tuviera que elegir uno sin duda sería un verde chillón.
Pequeño sargo engañado con un minnow de 5cm

El captura y suelta es de vital importancia si queremos seguir disfrutando de ellos el día de mañana, al igual que con cualquier otra especie. Pez que muere, pez que no se volverá a pescar, ni él ni sus futuras crías.

-EQUIPOS: Recomiendo usar el equipo más liviano posible, caña que no supere los 20g de potencia y carrete tamaño 2500 de shimano como máximo, aunque si las condiciones lo permiten, los equipos de rockfishing (caña con potencia de hasta 8g, carrete tamaño 1000 y línea trenzada de entre 2lb y 5lb con terminal de fluorocarbono de buen calidad que ronde los 0,20mm) son una opción muy a tener en cuenta y que nos hará disfrutar de cualquier ejemplar, por pequeño que sea. En el caso de ejemplares de porte, usando equipos tan livianos será un auténtico disfrute y nos pondrá realmente a  prueba, transmitiendo una sensación de descontrol en la primera arrancada, la cual no nos hará disfrutar tanto con el uso de equipos más potentes. 

En mi caso, la gran mayoría de sargos capturados han sido con el uso del equipo de rockfishing y señuelos de pequeño tamaño, si aumentamos la medida de estos, el número de capturas se verá drásticamente reducido. 

5 comentarios:

  1. Muy bien Albert, mi especie preferida publicada por tí.

    Graciass

    ResponderEliminar
  2. I enjoyed your article. As from now I add you to my friend fishingblogs. Check me out at www.seaspinning.net and put me in your list to if you like mine ;-)

    ResponderEliminar
  3. Albert estupenda entrada..todo muy claro y conciso..
    Saludos y buena pesca

    ResponderEliminar
  4. Gracias amigo, a ver si esta especie comienza a ser más habitual para el pescador de spinning
    Saludos :)

    ResponderEliminar
  5. Muy buen artículo Arbert, yo práctico el rockfishing y es una auténtica gozada tenerlos al otro lado del sedal, un saludo y buena pesca

    ResponderEliminar